Caléndula (Calendula officinalis)

Publicado el por

CALÉNDULA (Calendula officinalis)

CONDICIONES AMBIENTALES:

Planta herbácea, anual, bienal o plurianual en las regiones cálidas. Florece sin parar desde el verano hasta el otoño. Adaptable a cualquier clima. Resiste sequías y heladas. En veranos calurosos, regarla con cierta frecuencia. Suelos fértiles, profundos, frescos y bien abonados, aunque es poco exigente.

MULTIPLICACIÓN:

Por semillas cada año (anual). Siembra directa o en semilleros, en marzo/abril (zonas templadas), mayo/junio (zonas frías) o septiembre/octubre (zonas cálidas y templadas). Suele autosembrarse fácilmente.

RECOLECCIÓN:

Se recolectan las cabezuelas enteras o sólo las lígulas, a mano, con tiempo soleado, y se pone a secar extendidas sobre cañizos a la sombra en lugar bien aireado, a temperatura no superior a 35 ºC.

PARTES ÚTILES: Flores frescas (con cáliz o sin él) y hojas frescas.

USOS CULINARIOS:

Flores frescas en ensaladas.
Flores frescas o secas como condimento y colorante de guisos en sustitución del azafrán (“colorante de los pobres”).
Se usaba como aromático para quesos y algunos platos y guisos como ensaladas y arroces, aunque su sabor era excesivamente fuerte.

PROPIEDADES MEDICINALES:

Antiinflamatoria, cicatrizante, antibiótica, antiséptica y antivenenosa (picaduras insectos).
Aceite y crema para heridas infectadas de difícil cicatrización. Decocción, tintura y pomada para heridas rebeldes, escaras, úlceras de piernas, inflamaciones purulentas y erupciones cutáneas.
Planta fresca machacada en cataplasma para eccemas rebeldes.
Las flores secas maceradas en aceite permiten elaborar la crema de caléndula, para proteger la piel y combatir los eccemas.
Se emplea para estimular la actividad hepática y sobre todo la secreción biliar, y para atenuar los espasmos gástricos o intestinales.
Al secarse, la planta pierde casi totalmente todas sus propiedades.

OTROS USOS:

La industria cosmética la emplea muy a menudo para suavizar la piel y para baños y aplicaciones locales.

CURIOSIDADES:

Llamada también “maravilla”, ha sido cultivada desde la Edad media por sus cualidades ornamentales. Es originaria de Europa meridional y para su uso medicinal se prefiere la cabezuela llena, de color naranja fuerte, ya que contiene un alto porcentaje de sustancias activas.

GLOSARIO

ANTIBIÓTICO: Paraliza el desarrollo de ciertos microorganismos patógenos (acción bacteriostática) o causa su muerte (acción bactericida).
ANTIINFLAMATORIO: Disminuye la inflamación de los órganos.
ANTISÉPTICO: Combate la proliferación de bacterias y otros en los procesos infecciosos.
CICATRIZANTE: Participa en el cierre de las heridas.