Hisopo (Hyssopus officinalis)

Publicado el por

 

HISOPO (Hyssopus officinalis)

CONDICIONES AMBIENTALES:

Planta rústica, plurianual, leñosa en la base, muy melífera. Florece en junio-septiembre. Clima templado y templado-cálido. Pleno sol, exposición a mediodía. Resistente a las heladas (tolera hasta -15 ºC) y a las sequías. No le conviene la humedad. No es muy exigente en cuanto a suelos; los prefiere secos y ligeros, bien drenados, fértiles, ricos en materia orgánica, calcáreos. No le convienen los terrenos arcillosos compactos.

MULTIPLICACIÓN:

Se multiplica casi siempre por división de pies. Se realiza en plantaciones viejas, entre fines de noviembre y febrero-marzo, estratificándolos en arena hasta su plantación en marzo, pero no es aconsejable por el riesgo de transmitir enfermedades. Por semilla: siembra en cajonera de cama fría a principios de febrero, trasplante a mediados de mayo. No se suele hacer la siembra directa. Por esquejes de tallo tierno, de los brotes laterales, en abril-mayo. Se insertan en una mezcla de arena y turba, una vez enraizados se pasan a pequeños tiestos y en otoño a su lugar definitivo. También pueden esquejarse a finales de verano.

RECOLECCIÓN:

Los herbolarios cosechan sólo las sumidades florales, en julio-agosto, en plena floración; en cambio, para la destilación se emplea todo el brote; conviene recolectarla pro la mañana temprano, transportarla enseguida al secadero y no amontonarla. Las semillas se pueden recolectar en septiembre-octubre, guardándolas en cámara fría hasta su siembra en marzo-abril. El secado requiere 15-30 días, a la sombra, al aire, sin exceder 35 ºC.

PARTES ÚTILES: Sumidades floridas, hojas, tallos con sus flores y hojas.

USOS CULINARIOS:

Por su contenido, moderado en aceite esencial, es apreciada por sus virtudes culinarias. Tiene un sabor discreto y combina mejor con verduras y pescados que con carnes. Los brotes tiernos y las hojas se usan para condimentar ensaladas, caza, setas, verduras y marinadas. Se utiliza también para preparar licores.
Combina bien con casi todas las hierbas excepto con la salvia y el tomillo, ya que cubre su olor y sabor.

PROPIEDADES MEDICINALES:

Tiene propiedades antidiarreicas, depurativas, estimulantes, antibacterianas, aperitivas y facilita la digestión. Sus hojas se usan como remedio pectoral, en caso de tos y resfriados, especialmente para ablandar la expectoración y favorecer la formación de mucosidad; durante siglos se ha prescrito contra infecciones de garganta, catarros y resfriados.
Es muy antiséptica, y se utilizaba también como vulneraria, aplicando una compresa de hisopo en contusiones, ojos hinchados y músculos doloridos.
Se utiliza también para inflamaciones de las vías urinarias, riñones o vesícula. Tiene un efecto moderador sobre la transpiración. Se desaconseja tomarlo en caso de irritabilidad, y consumido en fuertes dosis (sobre todo el aceite esencial) provoca calambres.

OTROS USOS:

Por su aceite esencial alcanforado, se usa en agricultura plantada en los huertos para espantar las cucarachas y los pulgones de la col.

CURIOSIDADES:

Toda la planta desprende un intenso olor aromático, agradable, y tiene un sabor a la vez amargo, aromático, picante y algo alcanforado. De hecho, su nombre deriva del griego hussoppos, que significa “hierba del buen olor”.
Se utilizó en otras épocas como remedio para la lepra, sirviendo tanto para los enfermos como para rociar con su agua las estancias donde estaban los leprosos. Alquimistas y magos del medievo tenían gran fe en el uso del agua de hisopo.
Ha sido una de las plantas utilizadas tradicionalmente en rituales religiosos; los hebreos la tenían como una de las plantas que producían los perfumes litúrgicos, seguramente influenciados por las abundantes citas sobre ella en el Antiguo Testamento (donde se la llama disorbis).
Al parecer los eremitas, que vivían apartados del mundo en la más estricta pobreza, incluían esta planta en sus alimentos como mecanismo de limpieza o depuración.
Por su aceite esencial alcanforado, se usa en agricultura plantada en los huertos para espantar las cucarachas y los pulgones de la col.

GLOSARIO

ANTISÉPTICO: Combate la proliferación de bacterias y otros en los procesos infecciosos.
APERITIVO: Estimula el apetito.
DEPURATIVO: Purifica el organismo mediante la eliminación de toxinas.
ESTIMULANTE: Estimula y activa ciertas funciones del organismo.
VULNERARIO: Facilita la cicatrización de las heridas.